Día Mundial de la Libertad de Prensa

Del 29 de Abril a Mayo 3 en 1991 periodistas independientes africanos se reunieron en el seminario “Promoviendo Medios Africanos Independientes y Pluralistas” en Windhoek, Namibia. El propósito de esta conferencia era discutir sobre la presión y violencia que sufren los profesionales trabajando en los medios de comunicación.


Al final de este evento en Mayo 3 de 1991, se adoptó la Declaración de Windhoek para el Desarrollo de una Prensa Libre, Independiente y Pluralista. La declaración de Windhoek se considera un punto de referencia para garantizar la libertad de prensa en todo el mundo. La declaración afirma el rol proactivo que los gobiernos deben tener para proteger a periodistas y las oportunidades para que sus ciudadanos practiquen la libertad de expresión. Esto incluye que los estados no controlan los medios ni tengan monopolio en los medios de comunicación. La declaración también expresa que el estado debe garantizar apoyo legal y práctico en sectores como los de servicio público y los medios comunitarios.


Pero 30 años desde que se adoptó la Declaración de Windhoek alrededor del mundo muchos países siguen sin tener una prensa libre. Y de acuerdo al Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ de acuerdo a sus siglas en inglés) en 2020 México toma la delantera como el país donde se asesinaron a más periodistas, representando casi un tercio de la cifra mundial de periodistas asesinados. Esto significa que los reporteros mexicanos están en más peligro que reporteros que reportan sobre guerras como en países como Afganistán que ocupa el segundo lugar. Y a pesar que México desde hace tiempo ha sido el lugar más peligroso para reporteros afuera de zonas de guerra, es la primera vez que ocupa el primer lugar en esta clasificación desde que la CPJ empezó a rastrear violencia en los medios en 1992. La CPJ también calcula que alrededor del 90% de los asesinatos de periodistas permanecen sin resolver. Igualmente, de acuerdo a Reporteros sin Fronteras, México ocupa el lugar 143 de 180 países en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2021.


Muchos de los reporteros asesinados investigaban sobre temas como la corrupción y el crimen organizado y la consecuente inacción del gobierno federal para detener esta violencia y la impunidad de estos crímenes causa que esto siga sucediendo. Durante la pandemia sólo se ha resaltado la necesidad de medios de comunicación de calidad para combatir la desinformación y eso requiere que los gobiernos empiecen a tomar medidas para que los periodistas puedan ejercer su profesión sin tener que temer por su seguridad.